Dos es mejor que uno

by Sandra Engelland

North Texas Catholic

12/18/2018

La profesora Angelica Azpetia one un letero para indicar que ese dia as lecciones seran en espanol para los estudiantes de kindergarten en la Escuela Catholica de Todos los santos. (NTC/Rodger Mallison)


Isabella y Mia Rodríguez están aprendiendo a temprana edad que ser bilingües les facilita ayudar a los demás. 
Su mamá Leticia Rodríguez comentó que sus hijas pueden ayudar a su abuela cuando van a las tiendas. 
“Las veo cómo ayudan a otras personas cuando hablan con mi madre, que no es bilingüe”, agregó Rodríguez. “Ellas traducen cuando ella les pregunta, “¿Qué dicen ellos?””
Isabella, una estudiante de segundo grado, y Mia, que está en kindergarten, están obteniendo una sólida educación tanto en español como en inglés gracias al programa bilingüe de la escuela católica de Todos los Santos.
El programa, que lleva cuatro años, incluye las aulas de estudiantes desde el pre-kinder hasta el segundo grado. Los funcionarios escolares agregarán un grado más cada año hasta llegar al octavo grado, dijo la Dra. Arica Prado, Directora de la escuela.
El Colegio de Todos los Santos comenzó a implementar el programa en el año escolar 2015-2016 con los niños de tres y cuatro años de Pre-kinder y Kindergarten como parte de la Red de Inmersión Bidireccional para Escuelas Católicas (TWIN-CS, por siglas en inglés), dirigida por educadores de Boston College e incluye actualmente 20 escuelas católicas en todo el país.
El programa de Todos los Santos incluye días alternos en los que los profesores y los alumnos hablan español o inglés, excepto en ciertas materias. Toda la instrucción se imparte en español los lunes, miércoles y viernes, incluidas las clases de religión, las ceremonias y las oraciones. El énfasis de la enseñanza es en inglés los martes y jueves.
Las excepciones son que las ciencias y los estudios sociales siempre se enseñan en español y las matemáticas siempre son en inglés. Las artes del lenguaje se enseñan en el idioma del hogar del estudiante desde el preescolar hasta el primer grado y su enseñanza es bilingüe a partir del segundo grado. Más de la mitad de los 141 estudiantes de la escuela están en el programa de lenguaje dual.
Una encuesta realizada en el 2013 con los padres de la escuela llevó a los educadores de Todos los Santos a considerar la educación bilingüe, dijo Prado.
 “Tenemos dos grupos de familias que quieren español en el aula. Muchas son familias hispanas que son la tercera y cuarta generación aquí en los Estados Unidos, y también escuchamos a nuestras familias inmigrantes”, agregó.
Los estudiantes de familias inmigrantes aprendían el inglés rápidamente y querían dejar de hablar español en la casa. Los padres que hablan inglés la mayor parte del tiempo querían que sus hijos se sintieran cómodos en ambos idiomas.
 Rodríguez dijo que ella es bilingüe y usa esa habilidad en su trabajo, pero que el primer idioma de su esposo es el inglés y por eso su enfoque en el hogar era hablar en ese idioma. Ahora pasa el tiempo ayudando a sus hijas tanto en español como en inglés. Ella aprecia especialmente los aspectos del programa relacionados con la fe.
 “Estoy muy contenta de que sean capaces de orar en ambos idiomas”, dijo Rodríguez. “Las escucho cantar canciones en español, hacer sus rezos en español y rezar el Rosario en español”.

Madison Mosqueda y Giovanni Gomez trabajan en un ejercico de escritura para aprender las lecciones en espanol e ingles en un aula bilingue en Todos Los Santos. (NTC/Jayme Shedenhelm)

Ser servidores y líderes 
La profesora de kindergarten, Angélica Azpeitia, dijo que muchos de sus estudiantes sólo hablan en inglés, mientras que otros hablan principalmente en español. Ella empareja a los estudiantes de diferentes idiomas para que puedan aprender unos de otros.
 “Es muy bello verlos ayudarse mutuamente y ver cómo los niños no tienen miedo de decir una palabra mal”, dijo Azpeitia. “Realmente quieren intentarlo”.
 A medida que los estudiantes crecen en su conocimiento del nuevo idioma, su confianza también crece.
 “Algunos estudiantes han compartido lo orgullosos que están. Unos cuantos tienen abuelos que hablan español solamente”, dijo. “Cuando pueden decir algo en español y esos abuelos hacen una fiesta al ellos decir esas palabras, eso hace que los niños se sientan bien”.
 Boston College ofrece una capacitación anual en el verano para educadores del programa de lenguaje dual y un mentor durante todo el año que visita la escuela cada semana para observar las clases, hacer comentarios y ayudar a manejar los desafíos que se puedan presentar.
 La mentora de educación en los dos idiomas para Todos los Santos es Leticia Chávez, una ex maestra y educadora bilingüe del Distrito Escolar Independiente de Fort Worth.
 Chávez dijo: “Lo que estaba fallando en la antigua educación bilingüe era que no estábamos dejando que los estudiantes progresaran al hacer todo en el idioma del hogar y no se les introducía al nuevo idioma a tiempo para poder seguir adelante”.
 Prado dijo que Todos los Santos atrae a nuevas familias debido al programa de lenguaje dual. Los estudiantes provienen de 28 códigos postales diferentes. 
 “Originalmente éramos una escuela de vecindario”, comentó Prado. “Ya no sólo somos una escuela de Northside, sino que las familias manejan desde diferentes sectores de todo el Condado de Tarrant”.
 Los niños que están en el programa están adquiriendo valiosas habilidades para ser mejores ciudadanos del mundo, dijo Prado.
 La señora Azpeitia estuvo de acuerdo. La alfabetización ofrece a los estudiantes una ventaja en la fuerza laboral y en la comunidad para “ser servidores y líderes”.
 Aprender un idioma nuevo no es fácil, pero los beneficios valen la pena.
 “Es un desafío, pero con Dios todo es posible”, dijo Azpeitia. 

Isabella y Mia Rodríguez están aprendiendo a temprana edad que ser bilingües les facilita ayudar a los demás. Su mamá Leticia Rodríguez comentó que sus hijas pueden ayudar a su abuela cuando van a las tiendas. “Las veo cómo ayudan a otras personas cuando hablan con mi madre, que no es bilingüe”, agregó Rodríguez. “Ellas traducen cuando ella les pregunta, “¿Qué dicen ellos?””

Published
Back